olvido

Qué difícil decir ya no te quiero.  
Qué sencillo el reproche y la duda, qué extraño no alcanzar lo deseado.  
Qué sutil y fina línea entre el ayer y el mañana. Qué pereza el presente.  
El permanente error de echar de menos, sin disculpa, sin una pausa que te permita pensar y responder al sentimiento.  
Enamorarse de alguien y ofrecérselo todo. Renunciar a todo. Caer en el error de creer. 
No es menor el fracaso que la culpa. Ni el rencor. 
Estar a tu lado y evitar mirarte, evitar hablarte, evitar tocarte.  
Hacerle un hueco al olvido.  

Y olvidarme.  

Un comentario sobre “olvido

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s