no

No me hagas odiarte.  No hagas que crezca en mi interior el deseo de olvidarte. No provoques sentimientos que no entienda. No insinues. No me coloques en ese lugares que no quiero.

No me hagas decidir por ti o por mi. No resuelvas el contrato de un plumazo. No te asomes al abismo. No me hagas sospechar que no es lo mismo.

No me odies por quererte. No me quieras por cordura. No me ates al desencanto y la pena.

No lo hagas.

mañana

Mañana es el día. Otro día mas, otro año mas. Otro año menos.

A veces me miro y no me reconozco. Mi cuerpo cambia. Apena me he dado cuenta, y de repente, una sombra, una arruga, una cana, una preocupación mas. Y muchas alegrias. Nuevos amigos. Viejas amigas. Ausencias presentes.

Pasa el tiempo imperceptiblemente y se aproxima otro verano más. Dejo atrás la primavera y me adelanto. No me sublevo contra el tiempo. Lo celebro.

Mañana es el día. Cumpliendo…

diferencias

Aprender la diferencia entre ser y estar. Entre tenerte cariño o amarte. Entre soñarte y encontrarte.

Entender la diferencia entre caminar a tu lado o tras de ti, entre alegrarme por ti, o contigo, entre sufrir un desengaño y decidir un final.

Sentir la diferencia entre tú y otra gente. Entre poder y tener. Entre estar sola, o disfrutar nuestro universo tranquilo.

Entre tu todo y la nada…

días

Hay días en que no puedes, o no te apetece, o no sabes… Hay días en los que parace que todo se te vuelve en contra, que no avanzas, que te encuentras como atrapado en una tarde sinfin. Hay momentos en los que me siento rara, me bloqueo, no me reconozco. Me cabreo conmigo misma y me cuesta reconciliarme con el mundo.

Hay días en los que voy contra mi.

Ven

Ven a tomarte un café.
Vamos a hablar de nosotros.
De lo bueno y de lo malo.
Del pasado y del presente.
De los sueños por cumplir.

Ven a verme por la tarde.
Repasaremos la vida.
El mañana y el ayer.
Las carencias, los excesos.
El principio del querer.

Ven y aprenderemos juntos.
A pronunciar nuestros nombres.
A reír con las palabras.
A nombrarlas, y a creerlas,
Y a buscar alternativas a la ausencia.

Ven, y unidos buscaremos.
La lógica del amor.
El algoritmo perfecto del deseo.
La solución definitiva en los abrazos.
El orden del corazón.

te vas

Aunque no sepa explicarlo con palabras, son palabras las que sobran. Si te vas, si me susurras despacio que se acaba… es más fácil olvidar que imaginar tu boca pronuciándolo.

El perfume que me envuelve. La noche que acompaña las mentiras. Es mas fácil olvidarte si al mirar tu fotografía me devuelve alguien nuevo, que antes no veía.

Siempre te he mirado de lejos. Me gustaba imaginar que me envolvías en tu abrazo. Piel con piel. Todo comienza a tomar sentido. Y todo lo pierde. Respiro en tu aliento. Agoniza el amor.

Melancólicamente me refugio en sabores y mundos inventados.

Echo de menos tu calor y tu sonrisa. Ya no estás. El rencor aparece y se instala en mi alma. Y no quiero morir por ti. Ya no quiero seguir muriendo por ti.

No miraré tus ojos infinitos. No notaré las yemas de tus dedos en mi cara. No recibiré tu abrazo. No escucharé. No hablaré. Nunca más. 

No debo hablar más. No puedo hacer más, si tú ya te has ido…